Conmoción en México por asesinato de joven universitaria tras abordar un taxi Cabify

viernes 15 de septiembre 2017
|
por

La muerte de Mara Fernanda Castilla, estudiante universitaria de 19 años, desaparecida desde el 8 de septiembre, tras abordar un auto de la empresa Cabify conmocionó a México, luego de que el gobernador de Puebla, Antonio Gally, confirmó el asesinato este viernes.

“Con profundo dolor envío mi pésame a los familiares de #MaraCastilla”, escribió Gally en sus cuentas de las redes sociales al tiempo que ratificó que “el responsable está detenido y pagará por este crimen”.

La conmoción ha sido mayor que otros asesinatos porque todos los recursos tecnológicos más desarrollados permitieron reconstruir la ruta del taxi privado, que recorrió 20 minutos desde el bar de una zona universitaria muy concurrida y bulliciosa, llamado The Bronx, hasta la zona residencial.

La pista se pudo seguir gracias a la huella electrónica del teléfono “inteligente” de la víctima y a las cámaras que grabaron la entrada del auto rentado a la zona residencial, del cual la joven nunca bajó, a pesar de que el transporte rentado estuvo media hora en el domicilio.

La estudiante de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP) había huido de la violencia de Xalapa, capital del vecino estado de Veracruz, para vivir en la ciudad prehispánica y colonial Cholula, ciudad conurbada a la colonial ciudad de Puebla, patrimonio cultural de la Unesco.

Con sucursales de las principales universidades del país, que la han convertido en destino de decenas de miles de jóvenes de México y el extranjero, mediante intercambios estudiantiles internacionales, el perfil de la víctima horrorizó a una comunidad acostumbrada a la algarabía estudiantil y multicultural.

La tragedia fue seguida como una novela negra de suspenso.

Videos, testimonios de sus compañeros y maestros, con campañas solidarias proliferaron en la semana de búsqueda.

Una de sus maestras de la carrera de Ciencias Políticas escribió en sus redes sociales: “Es becaria, dedicada al estudio. No tiene problemas con nadie. Es dedicada y aplicada. Por eso nos llama tanto la atención que precisamente ella haya desaparecido. Nunca se metió en problemas”.

La empresa Cabify deslindó de toda responsabilidad a sus servicios que se anuncia como “tu auto privado con chófer para viajar rápido, seguro y con las mejores tarifas”, en clara competencia con la otra corporación de transporte de autos privados Uber.

“La familia de Mara cuenta con todo nuestro apoyo y compromiso; todo el equipo de Cabify se solidariza con ellos y se suma a la causa para encontrarla lo más pronto posible”, dijo antes del trágico desenlace la empresa.

El chófer y acusado esgrimió que la joven pidió bajar unos metros antes, pero la familia dijo que el testimonio fue “confuso”.

La hermana menor de la joven recibió una llamada de precaución de la joven en la que avisó de que tomaría un taxi para volver a la casa que compartían, pero nunca llegó. (Sputnik)

zzz/vf/ms

Comparte:

No hay comentarios

Los Comentarios se han cerrado.