El talón de Aquiles de las Fuerzas Armadas chilenas

Hace 1 minuto
|
por

dialogos-fuerzas-armadasTanto el Ejército como la Fuerza Aérea tienen una escasa dotación de uniformados para diversas armas, como los F-16 o las brigadas acorazadas.

El volumen del gasto de Chile en el sector Defensa, en torno al 2,2 por ciento del PIB y que representa un 7 del gasto fiscal, donde se ha gastado en la compra de material bélico un valor total situado entre los 12 y 15 mil millones de dólares desde el 2000, no ha impedido que la enormemente expandida capacidad militar del país tenga un Talón de Aquiles: la falta de personal.

Esta situación afecta principalmente a la Fuerza Aérea, que no tiene suficientes pilotos para desarrollar el potencial operacional de su flota de 44 caza-bombarderos F-16, que demandaría al menos DOS pilotos por aeronave. El problema tiene su origen en la constante migración de éstos a la aviación comercial, que no ha disminuido pese al pago especial de bonos.

El Ejército también sufre de falta de personal, dando como resultado que sus brigadas acorazadas presenten plantillas incompletas. Es decir, no hay personal para operar todo el material bélico adquirido, lo que sugiere que el volumen de las compras debería haber sido ser menor.

 

Comparte:

No hay comentarios

Los Comentarios se han cerrado.

Columnas

.