Girardi y ecologistas piden concretar donaciones de Douglas Tompkins

miércoles 9 de diciembre 2015
|
por

GirardiGuido Girardi, junto a miembros del Movimiento Patagonia Sin Represa, expresó su pesar por el fallecimiento de Douglas Tompkins y solicitó al gobierno que “elimine las trabas burocráticas y materialice las donaciones de tierras hechas por el filántropo norteamericano y que aún están pendientes”.

“El mejor homenaje que podemos hacerle a un hombre que amo a Chile y a la Patagonia, más que muchos chilenos, es de una vez por todas concretar los procesos de donación de tierras que él realizó y que se encuentran detenidos sólo por una burocracia kafkiana”, afirmó el senador Guido Girardi.

Junto a Patricio Rodrigo y Marcelo Castillo (secretario ejecutivo y abogado del Movimiento Patagonia sin represas, respectivamente) el jefe de bancada de senadores del PPD expresó su pesar y envío las condolencias a la familia del ecologista Douglas Tompkins, quien falleció el martes 8 tras volcar su kayak en las aguas del Lago General Carrera.

“Estamos muy afectados porque es la muerte de un persona que valoramos mucho porque hizo un gran aporte a este país. Y su colaboración fue muy importante para detener esa aberración y ‘ecocidio’ que habría sido construir Hidroaysén”, dijo Girardi.

El parlamentario recordó que en el pasado “Tompkins fue cuestionado, descalificado y se dijo que quería instalar una base judía en la Patagonia, espiar los barcos de guerra que transitaban por la zona. Estuve en sesiones secretas donde, incluso altos oficiales, intentaron crear una mitología sobre su afán de comprar tierras a privados a precio de mercado para su conservación”.

Según Girardi, en ese entonces se “valoraban proyectos que destruían el medio ambiente como las salmoneras -un verdadero desastre- o el proyecto Trillium –venta de 260 mil hectáreas para talar la Lenga, que logramos detener porque a 3 dólares la hectárea, era un fraude al fisco- y se descalificaba proyectos de repatriar 300 mil hectáreas y resguardarlas para Chile y la humanidad”.

El senador afirmó que “quienes cuestionaron a Tompkins le deben una disculpa al país porque a la luz de los hechos estaban tremendamente equivocados y sus críticas fueron injustas. Producto de esas visiones desarrollistas estamos en una situación límite donde las posibilidades de salvar a la humanidad y al planeta depende de hacer a gran escala lo que él hizo en Chile, donde demostró que es más valido y rentable comprar naturaleza para conservarla y no para destruirla”.

El parlamentario señaló que “Tompkins le entregó al Estado de Chile dos grandes parques nacionales, El Corcovado (95 mil h) y El Yendegaia (38 mil h), pero aún está pendiente la ruta de los parques que son Pumalín (300 mil), Patagonia (78 mil h) y Cabo León (15 mil h)”.

Y agregó que “le pedimos al Estado y al gobierno que acelere los trámites y para que materialicen las donaciones cuya único requisito es destinar los recursos necesarios para su protección y que no queden abandonados como los otros parques nacionales”.

Girardi afirmó que “como jefe de bancada del PPD pediremos al ministro (Nicolás) Eyzaguirre una reunión urgente porque esto es una prioridad y tal como lo expresó el ministro de Medio Ambiente, Pablo Badenier, para el gobierno también, pero tememos a las presiones y lobbys de sectores que quieren explotar los parques y no cuidarlos”.

Marcelo Castillo señaló que “como abogados de varias causas que nos encomendó y miembro de la Comisión de Medio Ambiente del PPD, reafirmo el compromiso de colaborar a que los proyectos pendientes, como la ejecución de los parques Patagonia y Pumalín, se hagan realidad.

Castillo recordó haber conocido al ecologista en “en 1994 poco después que comenzara a comprar las tierras y su generosidad topó con mezquinos intereses políticos o empresariales que tratan de impedir que se concreten a través de burocracia estatal, reglamentos y presupuestos. Resulta inexplicable hayan pasado más de dos décadas y aún no se haga realidad este legado para todos los chilenos”.

Por su parte, Patricio Rodrigo, afirmó que “es un momento triste en que fallece un amigo, compañero de lucha en materia de medio ambiente, un gran activista ambiental como él se definía, que se jugó por Chile como pocos chilenos lo han hecho”.

Rodrigo recordó que “cuando un estudiante le preguntó ¿Por qué hace esto en vez de disfrutar su dinero, respondió que ‘había tomado consciencia que debía pagar el derecho a estar vivo en la Tierra. Tuvo gran respeto por la vida y amó a Chile y a la Patagonia”.

Para Rodrigo, el legado de Tompkins es “ser ejemplo del cambio cultural hacia el que debe avanzar el mundo, porque tal como estamos haciendo las cosas no será sustentable. Hace más de 30 años que enarbolo ese discurso, pero no ha sido escuchado. Hoy vemos como en Paris se discute sobre el Cambio climático y estamos consciente que si no cambiamos nuestras conductas este planeta no es viable para el ser humano”.

Comparte:

No hay comentarios

Los Comentarios se han cerrado.