Aumenta desaprobación de Bachelet por caso Caval

miércoles 1 de abril 2015
|

bacheletEstudio de marzo de la empresa que lidera Roberto Méndez muestra una caída histórica de la Presidenta, influido por el caso Caval, que afecta por primera atributos considerados “incombustibles” como la credibilidad.

“A los casos Caval, Penta y sus ramificaciones a Soquimich han producido fuerte impacto en la opinión pública, como muestra este estudio, afectando no sólo al gobierno, sino también a la oposición, a la clase política en general, y muy particularmente a algo que hasta ahora parecía incombustible: la figura de la Presidenta”.

Así explica Adimark, empresa que dirige Roberto Méndez, los resultados de su último estudio de opinión pública que, entre otras cosas, muestra que la Presidenta Michelle Bachelet apenas concita el 31 por ciento de aprobación, la más baja de su historia, considerando sus dos períodos de gobierno. La desaprobación a su gestión se empinó hasta el 61 por ciento, ratificando que el caso Caval daña más a la mandataria que la fallida y caótica puesta en marcha del Transantiago.

“Desde que se destapa el Caso Caval a inicios de febrero, la aprobación de la Presidenta ha caído 13 puntos, esto en sólo 2 meses”, afirma Adimark.

El tema es que, además de la desaprobación a su gestión, el deterioro de la imagen de la mandataria se produce en atributos que antes se decían eran “incombustibles”, como el de la credibilidad y la confianza

Por primera vez ocurre que hay atributos de su imagen personal que obtienen una evaluación más negativa que positiva. Ellos son: ‘Le genera confianza’, ‘Es creíble’, ‘Es activa y enérgica’ y ‘Cuenta con capacidad para enfrentar situaciones de crisis’. En todos estos casos, ahora más del 50% evalúa negativamente el atributo. Si bien la presidenta obtiene mayoría positiva en algunos otros atributos (respeto, liderazgo y cuenta con capacidad para solucionar los problemas del país), todos sus atributos, sin excepción, empeoraron significativamente en marzo”, dice Adimark.

El gobierno, mientras tanto, obtiene por primera vez en marzo, una evaluación inferior al 30% (29%), a la que llega luego de bajar 7 puntos.  

En el gabinete, a excepción de la ministra del Trabajo, Javiera Blanco, que sube 3 puntos su aprobación, todos los ministros cayeron en relación al mes pasado. En febrero el gabinete tenía un 57% de aprobación promedio, cifra que en marzo desciende a 53%. Esta caída en la evaluación del gabinete (4 puntos en 2 meses), resulta muy inferior a la caída en evaluación de la Presidenta (13 puntos en 2 meses).

“La ministra mejor evaluada del gabinete es ahora Claudia Pascual, con un 75% de aprobación. Le sigue en segundo lugar el Canciller Heraldo Muñoz, que obtiene 6 puntos menos de aprobación que el mes pasado, en línea con la baja del área de ‘relaciones internacionales’”, señala el estudio. Y agrega: “Caídas importantes en evaluación muestran en marzo los ministros Alberto Undurraga y Máximo Pacheco, los dos retroceden 6 puntos. Ambos ministros han estado involucrados en las tareas de las emergencias recientes. En el caso del Ministro de Energía, el alza en las cuentas de la luz también parece estarle, valga la redundancia, ‘pasando la cuenta’. Otros ministros que empeoran en forma importante su aprobación durante marzo son los ministros Nicolás Eyzaguirre (Educación) y Andrés Gómez-Lobo (Transporte). La ministra a cargo del trabajo legislativo, Ximena Rincón, disminuyó muy significativamente su aprobación, la que cayó 8 puntos, desde 56% en febrero a 48% en marzo.

La Nueva Mayoría también quiebra el límite inferior en evaluación en lo que va del gobierno. En marzo, un 28% aprueba la gestión de la coalición de gobierno, 6 puntos menos en comparación al mes anterior. La aprobación del desempeño de la Alianza opositora, por su parte, también cae al nivel de 16%.

Comparte:

Comentario

WASHINGTON HERRERA

Bueno, tarde o temprano se le iba a pasar la cuenta a la presidenta, sobre todo por los medios que no son adherente de este gobierno, pero resulta valido en los momentos en que vivimos, el desastre político es de tal magnitud, que si hubiera elecciones en este momento habría una gran sorpresa por lo que piensa la gente.
La clase política esta de duelo, siguen rodando cabezas de aquí y de allá, la justicia esta haciendo su pega con eficacia y responsabilidad, por los delitos cometidos, si estas dos empresas han defraudado al fisco, no habrán otras que también utilizaron esta figura contable para evadir impuestos, por lo que se por los medios, también están siendo auditoriadas otras empresas por sus declaraciones contables, ojala que se aclare este panorama enrarecido de la política/dinero y que lo sucedido en estos últimos tiempos, permitan tomar los resguardos a través de las instituciones del estado, que no es travesura lo sucedido, ya que se pone en riesgo la estabilidad de la democracia y de la sociedad chilena.
Volviendo a la figura de la presidenta, claro que la iban a evaluar mal por su actitud ante este tipo de desatino cometido por su hijo, en política todo vale, la oposición la hizo polvo en sus descalificaciones en sus medios escritos y televisivos, no hubo miramiento hacia su persona, la han basureado de lo lindo y esto a significado perdida de confianza en la gente, por la dimensión del negocio y para peor dos tragedias se agregan, los incendio en Valparaíso y la catástrofe climática en el Norte y nuevamente los medios haciendo comentarios de porque no se estaba preparado para este tipo de emergencias, en que Conaf y la Onemi, no habían previsto estas emergencias, tanto en los recursos humanos y materiales y de la anticipación de los hechos, en resumen este 30% de apoyo a su gestión, debe meditarse, el equipo de gobierno deben ponerse el overol y estar con los desamparados por las tragedias y apoyando con todo a los gobiernos comunales sin mirar el color político de sus autoridades, todos por igual son chilenos.
Esta mañana veía las noticias y me llamo la atención del problema que se tiene en ciudades importante por sus vías de comunicación, largas filas de camiones parados por vías cortadas, me pregunto, tenemos los medios para enfrentar estas catástrofes, porque la panamericana norte debe cortarse y pasar por la ciudad (Chañaral),estamos en el siglo21,en donde las vías deben ser expeditas ya que todo retraso encarece el producto y en este caso, la ciudad esta imposible en su transitar, así se deben agregar una infinidad de problemas los cuales afloraron en esta contingencia.
Para terminar “no hay mal que por bien no venga”,así la Presidenta debe mirar el futuro de su gobierno, dando gobernabilidad de emergencia, que los organismos del estado trabajen y trabajen con la gente y los vean mojar la camiseta en trabajos productivos y no para la tele.

Hace 1 minuto
1

Los Comentarios se han cerrado.

.

.

.

.

.

.

.